Dec
15
2015

Arquitectura roja y negra: un paseo por el patrimonio rural olvidado

En la Sierra de Ayllón (Segovia) y en las zonas más cercanas a Guadalajara, a poco más de una hora de Madrid, nos encontramos con una serie de pueblos rurales en los que el color, el abandono y la renovación se mezclan para crear una ruta perfecta para descubrir rincones con encanto. estamos hablando de los pueblos de arquitectura roja y negra que se reparten por la zona y que se entremezclan con este entorno natural privilegia que es la Sierra de Ayllón. Una zona de impresionante belleza que además ofrece una amplia oferta de ocio para los amantes del turismo rural y que poco a poco va despertando de su letargo. Una mezcla de entornos naturales y de pueblos que ofrecen al viajero una experiencia multicolor a través de localidades como Madriguera, Villacorta, El Muyo o Riaza. Sin duda, uno de los conjuntos más bellos de la arquitectura popular de toda Europa.

Arquitectura Negra

La principal característica de este tipo de arquitectura es la utilización de pizarra negra tanto en los tejados como en las paredes exteriores de las casas. Casas de muros anchos para proteger a sus habitantes do los largos y crudos inviernos de la zona en la que además son frecuentes las nevadas. Portones de madera, pequeñas ventanas y grandes chimeneas completan este conjunto arquitectónico de singular belleza. Una arquitectura que se mimetiza con el terreno y que se integra con un paisaje grandioso que domina gran parte de la vertiente norte de la Sierra de Ayllón y la Sierra de Alto Rey en Guadalajara.

Un buen ejemplo de ello es el Convento Franciscano del siglo XVII de Guadalajara. Una verdadera joya inmobiliaria, que a pesar de necesitar rehabilitación, conserva los muros de la iglesia, del patio del claustros y el edificio de las antiguas dependencias del convento. Ubicado a escasa distancia del pueblo de Tamajón, una de las localidades que precisamente se caracterizan por la arquitectura negra.

Arquitectura roja

Por su parte, la arquitectura roja se encuentra sobre todo en la vertiente norte de la Sierra de Ayllón, al sur de la provincia de Segovia. El color tan característico de estas construcciones se debe a la piedra ferruginosa y a la arcilla. Un color que muchas veces contrasta con el gris de la pizarra y el blanco del cuarzo, materiales muy abundantes en al región. Los principales exponentes de este tipo de arquitectura roja son Madriguera y Villacorta, pueblos en los que las viviendas y edificios rehabilitados continúan usando en la medida de lo posible estos materiales tradicionales. De ambas poblaciones encontramos dos buenos ejemplos.

En Madriguera, uno de los pueblos más bellos de Segovia, esta coqueta casa muy cercana a la estación de esquí de La Pinilla. Una vivienda que a pesar de mantener la arquitectura roja del pueblo en el que se encuentra ubicada, ha sido construida en 2008, por lo que cuenta con todas las comodidades y calidades más modernas.

En Villacorta, esta preciosa casa rural con encanto del siglo XIX totalmente equipada y rehabilitada recientemente, en la que se ha cuidado la decoración con mucho esmero y dotada de todas las comodidades actuales. Además dispone de dos construcciones adicionales. Un conjunto de impresionantes vistas y muchas posibilidades.

 

Los comentarios están cerrados.

Sitios de interés